¿Donde Estamos?

Que ¿donde estamos?
Pues a decir verdad, físicamente estamos dispersos por la geografía de este planeta, virtualmente estamos en tu ordenador, en tu casa, delante de ti.
Pero lo cierto es que podemos estar en cualquier punto de esa pequeña bola que gira, tanto física como virtualmente.

La grandeza de internet es que un grupo de personas puede colaborar en un proyecto sin tener contacto físico, y, además, trabajar y compartir información de forma inmediata, de crear lazos, de aunar esfuerzos.